Cómo abonar tu bonsái

Es fundamental fertilizar bien tus arboles durante casi todo el año.




En la naturaleza un árbol puede alcanzar muchas zonas donde conseguir nutrientes, pero un árbol en una maceta no. Por tanto, debemos facilitarle estos nutrientes nosotros.

Información básica sobre el abono

Los tres elementos químicos básicos de cualquier fertilizante son el nitrógeno (N), el fósforo (P) y el potasio (K) que tiene una diferente función en la planta.

  • El nitrógeno ayuda al desarrollo de las hojas y de las ramas.
  • El fósforo ayuda al desarrollo de las raíces.
  • El potasio mejora el crecimiento de flores y frutos.

Los abonos que utilizaremos serán siempre abonos orgánicos y si podemos que sean de liberación lenta, que se descompongan despacio.

Evitaremos los abonos químicos a no ser que se tenga experiencia, entonces podemos utilizar abonos químicos de liberación controlada (siguiendo las indicaciones del fabricante), pero no es lo ideal.

Puedes conseguir tu propio abono líquido si tienes una compostadora y extraes de ella el líquido del humus de lombriz, aquí tienes un vídeo de cómo conseguirlo.

Los abonos líquidos son recomendables en algunas especies (prunus mume)y en según que épocas, pero es mejor preguntar a un profesional antes de utilizarlo, aunque nos lo vendan como lo mejor.

Abonos para Proteger tu bonsái

Existen productos muy buenos para abonar y ayudar a nuestro bonsái, pero debes estar seguro y consultarlo con un profesional antes de aplicarlo a la ligera. En éste artículo te aconsejo algunos de éstos productos.








Algunas composiciones tienen muy buenos resultados, como el Lómbrico, con diferentes composiciones según la época del año, para favorecer siempre la salud del árbol:

Lombrico Bonsái Primavera 500mL